Desarrollo de casos

Casos participantes en los premios 2017

Prevención Salud: Somos lo que comemos

Desde el origen de Prevención Salud, en 2013, la compañía concentró sus esfuerzos en brindar un servicio de excelencia tanto en lo prestacional como en la capacidad de respuesta. Pero además, también se destaca por poner el foco en lo preventivo, con la convicción de que es el mejor camino para elevar la calidad de vida de la gente, ya que no busca únicamente rehabilitar la salud cuando ello sea necesario, sino que también pretende evitar que la gente se enferme.

Bajo el lema de que “El bienestar se elige”, la compañía cuenta con la amplia experiencia y los aportes realizados en la materia por el Grupo Sancor Seguros desde el sistema de riesgos del trabajo. Como parte de las iniciativas de promoción de la salud, la compañía desarrolló el programa preventivo Somos lo que comemos, una acción de concientización exclusiva para empleados de la firma José M. Alladio e Hijos S.A., con plantas en las localidades de Luque y Río Segundo, provincia de Córdoba.

Para tener una buena salud es fundamental una alimentación consciente. Por ello, el objetivo de este programa fue lograr que Alladio se destaque como una empresa saludable y comprometida con la salud de sus empleados mediante acciones que promuevan una alimentación adecuada, pensadas a partir de las necesidades de los integrantes de la empresa.

El programa está enfocado en tópicos como la alimentación saludable, la actividad física, la prevención y autocuidado. Para difundir y generar conciencia sobre estas temáticas, se realizan acciones preventivas, campañas, disertaciones, acompañadas siempre con elementos físicos de difusión de mensajes, para afianzar los contenidos expuestos.

El programa se lanzó el 1 de mayo de 2017, y su expectativa fue la de promover acciones para una alimentación adecuada que contribuya a mantener la salud, prevenir enfermedades y mejorar la calidad de vida de las personas mediante información, concientización y capacitación.

La intención fue la de generar un compromiso en los empleados con su propio bienestar, buscando una participación activa en el programa, siempre con la finalidad de contribuir a elevar su calidad de vida.

El involucramiento se logró mediante la propuesta para que los empleados le dieran una identidad propia. En tal sentido, la iniciativa pasó a llamarse Somos lo que comemos: activá tu salud.

A menos de 5 meses de su lanzamiento, ya es posible afirmar que los resultados han sido muy buenos en términos de aceptación y adhesión. Además, en charlas informales algunos empleados manifestaron haber incorporado conceptos valiosos para aprender a cuidar su salud, y compartieron estos nuevos conocimientos con los miembros de su grupo familiar.

El programa trabajó para crear conciencia acerca de la importancia de la prevención mediante la promoción de una cultura alimentaria saludable, para disminuir problemas de salud nutricional, trastornos musculoesqueléticos, enfermedades cardiovasculares, renales, diabetes y enfermedades respiratorias crónicas. Si bien se trata de enfermedades no trasmisibles, tienen una gran incidencia en ellas el entorno que rodea a las personas, como así también sus hábitos de vida, sus decisiones y conductas cotidianas, que pueden aumentar o disminuir el riesgo de padecerlas.

Volver