logo
Newsan

Newsan: reciclaje con inclusión social

La generación de desechos post consumo es una de las principales problemáticas medioambientales de la modernidad. En Tierra del Fuego, donde se estableció un polo industrial tecnológico en la década de 1970, el desarrollo industrial y su consiguiente explosión demográfica han tenido un impacto directo sobre el entramado social y ambiental de la provincia.

Específicamente, en materia de manejo de residuos, la ciudad de Ushuaia llegó a su cota máxima en 2012, ocasionando la saturación del relleno sanitario. Sus habitantes se caracterizan por alcanzar un nivel socio económico alto, pero en los últimos años se observan nuevos focos de pobreza agravados aún más por las hostiles condiciones climáticas, que son un factor más de vulnerabilidad.

En este contexto fue que se produjo el surgimiento de Pulpo: una solución concreta para los materiales generados por la actividad de las fábricas y para sus habitantes, a través de la inclusión de personas en situación marginal.

Pulpo es una PyME que contribuye al cuidado del planeta mediante la difusión, elaboración, venta y distribución de productos 100% reciclables y biodegradables de excelente calidad, para ser utilizados como embalaje ecológicamente amigable.

Esta iniciativa comenzó a materializarse en 2012, a partir de la necesidad del Grupo de gestionar responsablemente sus residuos y contar con una alternativa sustentable para la provisión de embalaje. Atentos a esta necesidad se estudiaron diversas opciones, partiendo del análisis de tecnología, prototipos, etcétera.

Esto le permitió a la compañía poder diseñar un producto que se ajusta perfectamente a los requerimientos de embalaje de cada uno de los productos que los clientes de la empresa fabrican, generando también valor ambiental al tratarse de un producto ecológico. De esta manera, se logró crear el primer packaging a gran escala 100% reciclable y biodegradable, fabricado exclusivamente a base de pulpa de papel.

El proceso productivo de los moldes cumple con estándares ambientales, reciclando el 100% del agua utilizada desde el inicio de la operación en 2012. A través de la marca Pulpak se brindó una solución a los residuos industriales, generando valor en torno a ellos.

La materia prima de los productos proviene del reciclado del 95% de los insumos de descarte de las principales empresas de la ciudad de Ushuaia, y la separación en origen de los residuos de este municipio. Pulpak ofrece almohadillas para el embalaje interior de productos electrónicos, elaboradas a base de pulpa de cartón, papel reciclado y agua, moldeado por aspersión.

El objetivo de la compañía es consolidar a Pulpo como el líder regional indiscutido en el segmento, siendo reconocidos no sólo por los clientes sino también por el consumidor del cliente, por generar un aporte sustancial para reducir la contaminación.

Con Pulpo no sólo se encontró una solución al problema de la basura de la ciudad, sino que además se convirtió en un negocio autosustentable. Las ventas de 2017 respecto a 2016 crecieron en un 67%. Además, se incrementó la contratación de personal en un 80% durante 2017, comenzando con 45 empleados en enero y finalizando en diciembre con 80, entre mano de obra directa e indirecta. Este incremento de personal no afectó el margen operativo, que se situó en un 6% reflejando la eficiencia operativa en el crecimiento de la compañía.